El Colibrí de Google que comprende el significado del Long Tail

Colibrí: el nuevo algoritmo de Google

Colibrí: el nuevo algoritmo de GoogleAmit Singhal, vicepresidente de Google, ha anunciado Hummingbird (Colibrí) durante la celebración del 15º aniversario de la compañía.

A diferencia de Panda o Penguin, esta vez no se trata de una actualización del algoritmo, sino que se trata de un verdadero cambio de algoritmo: un nuevo algoritmo.

Técnicamente poco (en realidad nada) han dicho de este nuevo algoritmo. Pero si han sido muy claros en cual es su ‘intención’ y lo que se espera de él.

¿A qué se dedica el Colibrí?

El motivo principal por el que aparece este nuevo algoritmo no es otro que permitir al motor de búsqueda comprender mejor las consultas complejas de los usuarios.

Semántica

Si, efectivamente se trata de la tan anunciada búsqueda semántica de la que tanto tiempo llevamos hablando. En definitiva se trata de facilitar al usuario realizar consultas al buscador tan complejas como las que le haría a otra persona.

Contexto y Long Tail

Cuando le preguntamos a alguien por “¿Hay algún buen restaurante que haga buenos macarrones gratinados y que tenga vistas al mar cerca de mi casa?” lo hacemos así… tal cual. Para una consulta de este tipo se les quedaba anticuado el antiguo motor de búsqueda que todavía se centraba en la concordancia de palabras clave y no en su contextualización (teniendo en cuenta la relación de los distintos elementos de la consulta)

En definitiva, el motor de búsqueda de Google estará preparado ahora para dar unos resultados más efectivos a las consultas long tail que tanto tiempo llevamos trabajando en SEO.

Búsquedas por voz

El efecto más inmediato de este cambio se podrá notar en las búsquedas por voz, por ser estas las que se realizan de una manera más natural y ahora devolverán resultados más relevantes.

Búsqueda por voz de Google

Desde este punto de vista la actualización era necesaria para permitir a Google adaptarse al aumento de búsquedas que se realizan de este tipo, sobre todo desde dispositivos móviles. En estos dispositivos es cada vez más popular este tipo de búsquedas debido a la facilidad de preguntarle al teléfono o a la tablet en vez de escribir una consulta en el teclado de la pantalla.

En una entrevista que concedió Amit Singhal a The Telegraph, asegura que la intención no es cambiar la búsqueda escrita por la búsqueda por voz, sino dar opciones al usuario. Y es que cuando estamos, por ejemplo, en la sala de espera del médico, probablemente no nos sintamos cómodos realizando en voz alta determinadas consultas que, sin embargo no tendríamos problema en realizar en un entorno más familiar.

Aquí os dejo el video de la entrevista del Telegraph a Mr. Singhal

[youtube id=»7ozqUrNkD80″ width=»600″ height=»340″ position=»center»]

¿Cómo afecta este cambio al SEO?

Bueno, por una parte, Mr. Singhal aseguró que es el mayor cambio desde Caffeine y que afectará al 90% de las búsquedas. Sin  embargo, ya lleva un mes entre nosotros y si no nos lo dicen ni nos enteramos.

Lo cierto es que al no tratarse de una actualización como lo fueron Panda o Penguin (que combatían el spam), no habrá ‘penalizaciones’ al uso y, por lo tanto, no cabe esperar cambios bruscos de rankeo de muchos sitios.

Realmente afecta al 90% de las búsquedas en el sentido de que ahora Google es capaz de comprender el significado ‘total’ de la consulta y no simplemente la concordancia de palabras clave buscadas con su presencia en ciertas web.

Esto afectará al SEO posicionando páginas que coincidan con el ‘significado’ de las búsquedas que realiza el usuario (las cuales ahora comprenderá el Colibrí) y no sólo por la presencia de las palabras buscadas en una landing o en otra.

En mi opinión este cambio pronostica grandes tiempos (mejores aún) para el marketing de contenidos como piedra angular del SEO.

No puede ser de otra manera si tenemos en cuenta que a partir de ahora no son las keywords lo que importa. Google comprende lo que se consulta y lo que importa es que el “significado” de nuestro contenido coincida con lo que el usuario busca.

La evolución necesaria de Google

En mi opinión este cambio no es solo una mejora para el usuario (que también) sino que más bien es una evolución necesaria de Google para adaptarse a los nuevos tiempos.

‘Al principio de los tiempos’ los usuarios buscaban cosas utilizando palabras pocas palabras inconexas. Teníamos la consciencia de que teníamos que hacernos entender por una máquina y hablábamos casi como los indios de las películas. Le decíamos a Google algo como:

comprar café

Con el paso del tiempo fuimos aprendiendo que si ‘afinábamos’ nuestras consultas los resultados también eran más adecuados a lo que buscábamos. Empezamos entonces a preguntar cosas como

comprar café verde Madrid

Pero ahora ya hemos cambiado de nivel. Con la revolución de internet en la palma de la mano y la popularización del reconocimiento de voz (cada vez más efectivo), nos hemos ido acostumbrando a preguntarle igual a SIRI que a nuestro primo:

¿Dónde puedo comprar un buen café verde cerca de aquí?

Ante esta nueva realidad, a Google no le quedaba otro remedio que cambiar lo que fuese necesario para responder a la demanda de un usuario que utiliza el lenguaje natural.

Estrategía Link Building de Enlaces Rotos

Link Building: Estrategia de Enlaces Rotos
Link Building: Estrategia de Enlaces Rotos
Imagen de saavem obtenida en Stock.xchng

Se trata de una estrategia no demasiado conocida pero muy efectiva. Con ella podremos conseguir enlaces a nuestro sitio de una manera bastante efectiva y sin invertir demasiado tiempo y esfuerzo (como haríamos en el caso de escribir un post invitado, por ejemplo)

Se trata de encontrar enlaces rotos en sitios de terceros. Entonces notificaremos el problema al webmaster del sitio y le ofreceremos sustituir el enlace a un contenido existente en nuestro sitio.

Un par de herramientas para detectar enlaces rotos

Así de simple y así de complejo. La pregunta que te estarás haciendo es: «¿y como me entero yo de los enlaces rotos de un site?» Obviamente hay herramientas que te evitarán tener que ir probando (lo cual lo haría inviable).

Broken Link Check

Una de ellas es BrokenLinkCheck. Si la utilizas en otros sitios de tu sector podrás detectar enlaces rotos muy interesantes de vez en cuando. Es online y se puede usar gratis (<-que se que esta palabra os gusta)

Screaming Frog

Otra herramienta (para mi un imprescindible para muchas tareas SEO) es Screaming Frog.

Tiene muchas más aplicaciones que te ayudarán, pero entre estas utilidades está el poder detectar los enlaces rotos de un site.

Aunque tiene versión de pago, la versión gratuita es muy completa y tiene todas las funcionalidades necesarias para estas tareas.


Derechos de imagen: Chains on the Bridge, Colorado River Below (Alex Proimos) / CC BY 2.0

Adaptar videos a tu diseño Responsive

video flexible para diseño responsive

video flexible para diseño responsiveAfortunadamente la mayoría de los sitios web (al menos los que de un tiempo a esta parte se han rediseñado o creado) implementan un diseño web responsive.

De igual manera, en el contenido de estos sites tiene cada vez más importancia el contenido audiovisual, y muy especialmente el video.

Sin embargo, aún es normal ver blogs con diseños, en principio ‘responsive’, en los que en cuanto se incrusta un video de Youtube (o Vimeo) el diseño se ve comprometido. El video sobresale de su contenedor y/o los elementos de la página se descolocan en cuanto se genera un post con video.

Lo cierto es que la solución para adaptar nuestros videos es bastante sencilla y pasa por crear un par de div que contengan el iframe y generar algunos css.

Obtener la URL a compartir en YouTube

Cuando vemos un video en YouTube que queremos compartir tenemos, entre otras, las opciones «Compartir este video» e «Insertar».

Insertar

Aparentemente, lo lógico sería utilizar la opción insertar, que directamente nos facilita el código del iframe. Podemos además especificar las dimensiones del video que queremos incrustar (y alguna opción más). Lo copiamos, lo pegamos en nuestro post y… listo.

Compartiir Video YouTube -Insertar

…¿listo? No, claro que no. Este video tiene unas dimensiones concretas que, cuando lo incluyamos en nuestra plantilla responsive puede que se vea bien siempre y cuando el ancho del explorador sea mayor que el del video incrustado. Pero en cuanto intentemos ver el blog desde un dispositivo con un ancho inferior al del video veremos que los demás elementos de la página se descolocan o, en el mejor de los casos, el video sobrepasa el ancho de la pantalla y nos aparecen las indeseables barras horizontales de desplazamiento.

Compartir este video

En esta opción encontraremos el código que necesitaremos para identificar nuestro video.

Insertar video de YouTube- Compartir

Con esta URL crearemos el iframe del video de la siguiente manera:

Un truco: esto mismo no solo funciona con YouTube, también lo puedes usar, por ejemplo con Vimeo

Compartir video de Vimeo

La estructura del código

Ahora que tenemos la dirección del video vamos a insertarlo. Para ello necesitaremos:

  • Incluir la url en un iframe
  • Incluir el iframe en un div que defina sus dimensiones

Así, la estructura básica sería:

Estilos CSS

Ahora que tenemos la estructura básica de nuestro HTML tendremos que definir los valores de estilo para que esta estructura adapte nuestro video al ancho del navegador.

Que el iframe ocupe todo el contenedor

Al iframe le aplicaremos un position absolute alineandolo arriba a la izquierda y con un ancho y alto del 100%. Así, lo que conseguimos es que ocupe todo el espacio que su contenedor le permita (esto es, el div con class=»video-container»)

Posicionamos el contenedor

En el caso del contenedor tendremos que definir un position: relative, para que el comportamiento del iframe (con absolute) sea el esperado. Además, definiremos un width: 100% (para que ocupe todo el ancho del contenedor en el que se encuentre) El pading-bottom se utiliza para ayudar a que la proporción del video se mantenga constante. En este caso utilizaremos 56.25% porque el video está en formato 16:9. Así 9/16=0,5625. Si el video estuviese en formato 4:3 el padding-top debería ser de 75%. (Os recomiendo sobre mantener las proporciones con CSS un artículo de @ksesocss)

.video-container {
padding-bottom:56.25%;
height:0; overflow: hidden;
position: relative;
}

.iframe {
position: absolute;
height:100%
width:100%
top:0;
left:0;
}

Para los curiosos, la url del video utilizado en el ejemplo corresponde a la presentación del campeonato de Surf de Pantín 2013. Aquí podeís verlo:

Otro truco:

Esto es válido para hacer adaptable los videos de YouTube o Vimeo (tal y como dijimos antes). Pero también valdrá para incrustar cualquier iframe en vuestro diseño responsive. Por ejemplo un mapa de Google Maps:


Ver mapa más grande?sll=43.658459498812036,-8.096652500000005&sspn=0.14738312190694497,0.20251492335217433&t=h&q=pant%C3%ADn&dg=opt&ie=UTF8&hq=&hnear=Pant%C3%ADn,+A+Coru%C3%B1a,+Galicia&z=14&ll=43.640228,-8.110976&output=embed»>
Ver mapa más grande

La estrategia Long Tail SEO

Gráfico de Long Tail SEO

El Long Tail SEO se basa en el Principio de Pareto, que en SEO también se cumple. En este caso, el 80% del tráfico lo generan el 20% de las palabras clave (…bueno, no tienen por qué ser estas proporciones. Estas son las que se enunciaban en el principio. Lo que esta claro es que una minoría de términos de búsqueda generan la mayoría del tráfico)

Este 20% de las palabras lo constituyen las palabras genéricas. Son cadenas de búsqueda más populares. Generalmente formadas por una o dos palabras.

Gráfico de Long Tail SEOEstos términos suelen tener competencias altísimas y posicionar una página web por estas palabras suele, cuando menos costoso, a menudo casi imposible… y casi siempre poco rentable.

El otro 80% lo constituyen cadenas de búsqueda más específicas y formadas por cadenas de varias palabras. Especializarse en estos nichos será mucho más sencillo y a la vez menos costoso.

La estrategia Long Tail en SEO se basa precisamente en tratar de posicionar, no una, sino muchas cadenas de búsqueda de ese 80% (la «larga cola» de la gráfica).

Supongamos que tratamos de vender tartas a domicilio.

Short Tail

La palabra «tartas» será un término muy competido. Seguramente el que se posicione de primero en las SERP de este término tendrá muchos ingresos… pero no quiero pensar la inversión que habrá realizado para obtener ese puesto. Eso me hace pensar ¿le será rentable realmente estar en el primer puesto por «tartas»?

Resultados para tartas en Google

Este tipo de palabras clave son las que se denominan «Short Tail», pues son una parte corta de la ‘cola’ de la gráfica que representan el mayor volumen de búsquedas que se realiza. Son las más ‘populares’ por decirlo de alguna manera.

Long Tail y Middle Tail

Sin embargo, con «tartas a domicilio» ya estamos afinando mucho más. Menos gente buscará «tartas a domicilio», pero seguramente se tratará de un mercado mucho mejor segmentado. En este caso estaríamos hablando de un «Middle Tail» formado normalmente por 2, 3 o 4 palabras. Aunque en al desarrollar una estrategia Long Tail podremos considerar tanto estas como las de más de 5 palabras como «Long Tail».

Resultado de "Tartas a Domicilio"

En el caso de que alguien nos encuentre por «tartas a domicilio» seguramente se trate de alguien que quiere encargar una tarta… que es exactamente lo que estábamos buscando. No te digo nada si nuestras palabras clave son «tartas a domicilio en Santiago»

Por otra parte, los recursos que tendremos que invertir para posicionar nuestra web por «tartas» es inmenso, mientras que para «tartas a domicilio en Santiago» (Long Tail) será sumamente sencillo aparecer en los primeros puestos.

Resultado de "Tartas a Domicilio en Santiago"

Es precisamente esa sencillez en conseguir los objetivos de long tail lo que nos facilita centrarnos, no en una, sino en muchas cadenas de búsqueda que pretendamos posicionar para nuestro sitio.

El truco está en la gran cantidad de cadenas «Long Tail» con las que podremos posicionarnos con muy poco esfuerzo.

Así, aunque el tráfico no sea muy alto para una cadena en concreto, el tráfico total recibido del long tail puede ser incluso superior al de una búsqueda más genérica (de una sola palabra). Esto es, mayor rentabilidad.